sábado, 28 de noviembre de 2009

CAPITULO III "DE LA SERRANIA DEL IRACARA AL TURIMIQUIRE"

Desde LAS GUABINAS a SANTA INES en los límites de los Estados FALCON y LARA se desplazaba un arreo de mulas con alforjas repletas de raciones de combate, de municiones y de medicinas, a la altura de TOTOREMO el TTE JUVENCIO a latigazos trataba de acelerar su marcha, 40° de temperatura, la sed, el polvo, la vegetación quemada, hizo que el arreo volcase la carga y se diese a la desbandada.

Ahí murió el transporte de mulas y nació el de los ALOHUETTE y el de los CAMIONES M-35.



1.- Reporteros mexicanos en las montañas del Iracara.
Las razones para la lucha de las bandas armadas al inicio de los años 60, de acuerdo con la opinión del bandolero Tomas Maneiro, Jefe del Frente Manuel Ponte Rodríguez serian las siguientes: la represión gubernamental del Sr. Bentancourt, las continuas violaciones a la constitución nacional, las torturas a los presos políticos, las detenciones arbitrarias y sin el procedimiento judicial vigente, la inhabilitación de los partidos de la izquierda, la continua violación a la libertad de prensa, los cercos y acciones militares en las zonas rurales, la falsa amnistía y la existencia de graves problemas de las masas campesinas.
Portada de la Revista mexicana SUCESOS, que registra documentos gráficos de la lucha armada en Venezuela. Douglas Bravo posa para la fotografía, cuyo fondo son los valles de Yaracuy, específicamente Chivacoa y Urachiche. Estas razones fueron las que motivaron y dieron pié a la creación y organización de los movimientos guerrilleros, los cuales comenzaron durante las jornadas populares llevadas a efecto en el área de Caracas en Octubre y Noviembre de 1960, para esa fecha según opinión del arriba indicado, el carácter anti-popular del gobierno de Bentancourt, el cual abanderaba una política de traición a la patria, de entrega de sus riquezas y de desprecio a las necesidades populares, de instauración de una política de furiosa actividad represiva; las frases de una “ultima ratio de una descarga”, “ disparar primero y averiguar después”, “las calles son de la policía”, no solo fueron la expresión de un determinado desequilibrio personal, sino que se constituyeron en precisas directivas, cuya celosa aplicación por los cuerpos armados del régimen, aumentaron la indignación y la revolución popular y provocaron las acciones y los muertos de los meses de Octubre y Noviembre en Caracas; muchos participantes en esa acciones tomaron la decisión de continuar la lucha, iniciándola en las zonas rurales.
Por razones históricamente demostradas, solo las zonas campesinas garantizaban las condiciones para la formación, entrenamiento y combate de las unidades militares del pueblo, además, de estas razones técnicas existía y existe en nuestros campos un movimiento campesino objetivamente castigado por las condiciones de nuestro país y cuyo progresivo despertar a la política era y es uno de los signos de la grave situación en la que se vive; la guerrilla de por si, pretendía dotar a la lucha del pueblo de una perspectiva de victoria, ella cubría las espaldas al movimiento de masas de las ciudades, fortalecía la moral popular y abría nuevos caminos a la incorporación campesina al combate general.

No fue fácil el nacimiento del movimiento guerrillero con una composición inicial muy urbana, con pésimos e inadecuados equipos y con gravísimos problemas de dotación y armamento, agréguese a esto la impericia de los mandos, sus escasa preparación militar; el Jefe del Frente Ponte Rodríguez termina considerando que:
Recientes experiencias internacionales inducían al gobierno a no desestimarnos y a que debería darse cuenta de nuestro poder y de nuestra fuerza y por lo tanto enfrentarnos en todos los campos, como en efecto lo hizo, a cada incidente de un foco guerrillero le sucedía un poderoso despliegue militar, esto por lo tanto indica que el nacimiento de guerrillas fue duro, aun no nos hemos desprendido de muchas de esas condiciones, pero hemos sobrevivido, hemos avanzado y creo que el futuro nos reserva aún más avances.
Nosotros operamos fundamentalmente las guerrillas rurales, algunas unidades suburbanas, algunos cuerpos de milicianos campesinos, que alternan sus actividades de producción agrícola con tareas de naturaleza guerrera, nuestras zonas operacionales fundamentales son: La Serranía de Falcón, Las Montañas de los Distritos Jiménez y Morán, Las Zonas Limítrofes de los Estados Barinas, Portuguesa, Trujillo y Los Llanos de Apure y Barinas, en estas zonas operan los Frentes José Leonardo Chirinos, bajo el comando de Douglas Bravo; Simón Bolívar, dirigido por Gonzalo Castellanos; El Libertador, bajo el mando de Fabricio Ojeda; en los Llanos Rosendo dirige el frente José Antonio Páez; y, en Oriente el Frente Manuel Ponte Rodríguez bajo mi dirección.
Nuestros frentes forman parte de las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional, los cuales están constituidas por un Cuartel General, al frente del cual está el Capitán de Navío Manuel Ponte Rodríguez, con el carácter de Comandante Supremo, el Tcnel Juan de Dios Moncada Vidal segundo Comandante, Capitán de Fragata Pedro Medina Silva, Jefe del Estado Mayor; Mayor Pedro Vegas Gastejón y Capitán Elías Manuit Camero componentes de Estado Mayor; luego existe un Estado Mayor General, formado por oficiales comandantes de los destacamentos guerrilleros, así en Falcón las FALN son comandadas por el Comandante Douglas Bravo y en Portuguesa por el Comandante Doctor Vicente Cabezas, Comandante de las Guerrillas de El Charal, los objetivos que persiguen los diferentes Destacamentos de las FALN como parte de la misión general de la misma son:
a) Hacer respetar la soberanía e independencia nacional, la libertad y la vida democrática de todos los venezolanos.
b) La defensa del patrimonio, la integridad y la riqueza nacional.
c) Apoyar a las autoridades establecidas por la revolución y velar por el cumplimiento de las leyes que estas dicten en uso de sus atribuciones.
d) Proteger los intereses del pueblo, sus propiedades e instituciones.
e) Organización y tecnificación de las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional.
f) Establecer un gobierno revolucionario nacionalista y democrático.
Como se observa, Maneiro invoca el contenido de la entrevista que le hicieran los corresponsales extranjeros al Tcnel. Moncada Vidal, pero no hace la aclaratoria que para ese momento ya había fallecido el Capitán de Navío Ponte Rodríguez, con cuyo nombre se bautizara el Frente que él dirigía.
Las ideas de Maneiro, no están en nada alejadas a las del proyecto Bolivariano del Presidente Chávez, donde el papel de las FALN, en la práctica lo cumple la única Fuerza Armada Nacional, lo cual está en sintonía con las intenciones de las FALN en esos años de subversión armada, las cuales en voz de un ex-integrante del Ejercito, el Tcnel. Moncada Vidal “no sustituirán a las FAN sino que se integrarán en unas solas y únicas Fuerzas Armadas Nacionales”. Continua comentando Tomás Maneiro.

Las FALN no están sometidas a ningún partido político, ni tienen relación en particular con ninguno de ellos, las relaciones de las FALN son con FLN Frente de Liberación Nacional, el cual no es un partido político, sino el poder político de la revolución venezolana y agrupa en su seno a todas la Fuerzas Nacionales interesadas en la paz, en la libertad y en la prosperidad de Venezuela; no consideramos que en la vía eleccionaria se pueda en la actualidad darse solución definitiva a los problemas que confronta el país, debido a la forma ventajista y fraudulenta como se viene conduciendo el proceso electoral, ya que de esta manera se burla de la voluntad popular, no se van a dar los cambios necesarios con los cuales se pueda asegurar al venezolano su trabajo, su justicia y su libertad y además, para que nuestra patria se libere de toda injerencia extranjera, por otro lado el uso del derecho al voto involucra: en toda la población votante un alto grado de civismo, de cultura, de educación, de lo cual Venezuela esta a la zaga en una generación al menos.[1]

2.- En Venezuela la única vía es la lucha armada (revista Sucesos de México edición de Diciembre de 1.966). Interrogado Luben Petkoff 2do. Comandante de las FALN.
A continuación se transcribe el texto completo del reportaje que hicieran los periodistas de la revista SUCESOS, sobre la guerrilla en Venezuela, el cual constituye un testimonio histórico de primera mano. Aunque hacen ver que su trabajo se desarrolló en Falcon, la inteligencia de esa época determinó que todo o gran parte del reportaje se llevó a cabo en las montañas de Yaracuy.
Luben Petkoff, fue integrante del Frente José Leonado Chirinos y Frente Simón Bolívar. Desembarcó con un grupo de Cubanos por las Playas de Tucaras, fundador del Frente José Antonio Paez en Yaracuy y parte de los llanos, Jefe de la Columna Argimiro Gabaldón en el año 1968, operando entre los Estados Trujillo, Barinas y Portuguesa. Montañas de Iracara Sierra de Falcón, septiembre de 1966, había llovido intensamente la noche anterior y dentro del bosque cerrado todavía no cesaba de caer el agua, Orozco el baquiano por excelencia y poeta popular, reflejaba en esta ocasión en su rostro hermético su disgusto ante la inclemencia de la naturaleza, mientras tanto nosotros reporteros mexicanos ascendíamos muy lentamente, por el empinado macizo falconiano, el lodo se iba formando en las estrechas sendas que los machetes filosos que la vanguardia guerrillera iba abriendo, lo que preocupaba a todos los presentes era que un paso en falso significaría, sin duda alguna el deslizamiento por algún abismo.
El Comandante Luben Petkoff, era hijo de un ingeniero químico búlgaro y de una médico cirujano polaca, ambos se habían radicado en Venezuela desde hacía muchos años, luego de la muerte de Ponte Rodríguez y del encarcelamiento de Moncada Vidal, Douglas Bravo y Luben Petkoff, habían pasado a ser primer y segundo dirigente de Las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional; cursó su enseñanza primaria en la Escuela Experimental Venezuela y la Secundaria en el Liceo Andrés Bello, nos contaba que desde muy niño comenzó a trabajar en la imprenta de su padre; sin embargo, su mismo espíritu inquieto, rebelde, inconforme ante la injusticia, lo impulsó a ejercer toda clase de faenas como conductor de autobuses, sabanero en los llanos, empresario de boxeo y granjero, puede decirse que la inestabilidad fue el motor de la juventud de Petkoff; pero, al mismo tiempo esa inestabilidad iba acompañada de una rebeldía inconsciente si se quiere decir contra el orden social que imperaba en Venezuela; por otra parte, la misma inestabilidad lo ayudó a fusionarse con el pueblo, a encontrar el camino que hoy sigue con firmeza y con convicción.
Luben siempre admiró y respeto a su hermano Teodoro de 34 años de edad, actualmente preso en el Cuartel San Carlos y con una actitud política diferente de la del segundo Comandante de las FALN-FLN que militó desde muy muchacho en la juventud comunista, sobre todo durante los años de la dictadura de Pérez Jiménez, el autor del desembarco de patriotas en las costas de Falcón y de toda la odisea hasta llegar a las montañas; a la caída del tirano, formó parte dentro del Partido Comunista, como Secretario Regional del Estado Miranda, sin embargo; en 1961 se vió obligado a recurrir a la clandestinidad y un año después se levantó en armas en el estado Yaracuy.
Es necesario subrayar que desde 1958, cuando en Venezuela nadie pensaba en la guerra de guerrillas, un grupo de jóvenes al frente del cual estaba Douglas Bravo, sin discusión alguna el dirigente que desde un principio se percató de que en Venezuela el único camino para obtener la liberación es mediante la lucha armada, se adiestraba todos los fines de semana en las montañas próximas a Caracas y así fue como en 1962 Douglas Bravo abrió el Frente guerrillero de Falcón, Gregorio Lunar Marqués y Argimiro Gabaldón el de Lara y Luben Petkoff el de Yaracuy.
Empero a los pocos meses de haberse levantado en armas, los comandantes Lunar y Luben, al igual que el periodista Fabricio Ojeda, quien dirige la Junta Patriótica la cual derribó la dictadura de Pérez Jiménez, posteriormente fue diputado del Congreso, cargo al cual renunció de manera dramática por considerar que habían sido traicionados los ideales de la libertad, procediendo luego a abrazar la lucha armada, para mediante ella obtener la liberación de Venezuela, pero más tarde, él, junto con otros insurgentes cayeron presos, siguiéndoles un juicio colectivo, siendo posteriormente condenados a 18 años de prisión; durante 12 meses Ojeda, Petkoff, Lunar Marqués y otros permanecieron recluidos en el Cuartel San Carlos, siendo trasladados a la Cárcel Nacional de Trujillo, desde donde realizaron la más espectacular fuga que se conoce en Venezuela, porque con ellos de escaparon además los dirigentes del golpe militar de Carúpano, el Cap. de Corbeta Molina Villegas y otros oficiales, precisamente en esa evasión Luben Petkoff estuvo a punto de ser ultimado por una ráfaga de fusil de uno de los soldados que montaba guardia, pero la rápida intervención de Lunar Marqués quien logró con su mano desviar el arma, salvando la vida del hoy segundo comandante de las FALN, pero Luben se fue herido en el cuello y Lunar se le presentó una peligrosa hemorragia en la mano, motivo a que su sangre no le permitía la normal coagulación, por otro lado al descolgarse por la pared de la prisión Fabricio Ojeda sufrió la fractura de una rodilla; sin embargo, a pesar de todos los contratiempos los guerrilleros lograron llegar a las inaccesibles montañas de Trujillo donde integraron el frente José Antonio Páez.
Independientemente de todo lo que se ha escrito sobre la personalidad de Douglas Bravo y porque es el indiscutible comandante en jefe de las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional, Luben Petkoff subrayó el hecho de que fue la decisión de no aceptar el mando de las FALN de parte de todos los militares disidentes de las FF. AA., sino de los auténticos comandantes nacidos de la lucha guerrillera y de los cuadros del PCV, lo que permitió organizar y hacer operar las primeras Brigadas Armadas en Venezuela y de las que formaron parte Luben y Lunar Marqués, en la actualidad Segundo Comandante y Jefe del Estado Mayor, respectivamente de las FALN.
El periodista interroga a Luben Petkoff sobre las razones por la cual escogió la lucha armada como único camino para lograr la liberación política, económica y social de Venezuela, este contestó en los siguientes términos:
"Desde el momento que hablamos de Liberación Nacional, esto por si mismo explica la razón de que necesariamente tenga que ser la lucha armada la única vía por la cual se conduce la revolución en Venezuela y no sólo en Venezuela sino en toda Latinoamérica, cuando hablamos de liberación entendemos que ella significa luchar contra el imperialismo norteamericano, pero hoy en día luchar contra el imperialismo es sinónimo de empuñar las armas, no hay otra alternativa, nos lo ha demostrado el mismo imperialismo, que es imposible para los pueblos Latinoamericanos, para el pueblo venezolano concretamente, liberarse y salir de la opresión de la tutela imperialista de otra manera que no sea empuñando las armas.
Nosotros no lucharemos por el desplazamiento de unos hombres por otros, la lucha es de un sistema social contra otro sistema social naturalmente, esta es el significado que nosotros damos a la liberación de Venezuela, hoy la etapa de la lucha en Venezuela es contra el gobierno de Leoni y Ramón Florencio Gómez, su Ministro de la Defensa como los años pasados lo fue contra Bentancourt y su Ministro de la Defensa Briceño Linares, nosotros estamos convencidos de que la lucha armada es el único camino para la revolución venezolana y para la revolución latinoamericana, porque le repito el imperialismo Norteamericano así lo quiere, podemos ver que el imperialismo tiene una estrategia global general, que la emplea en toda Latinoamérica, no sólo aquí en Venezuela; así podemos observar como tiene organismos que utiliza para la intromisión en la política interna de los demás Estados, tiene la Organización de Estados Americanos (O.E.A), tiene la Junta Interamericana de Defensa ( J.I.D), los cuales son organismos utilizados para violar la soberanía de los otros Estados, para entrometerse en la política de los demás Estados, para dictarles ordenes a los gobiernos, títeres que aún existen en América.
Podemos ver como en Santo Domingo, cuando lo que se quería era implantar un gobierno de democracia representativa, terminar con una dictadura y volver al tipo de gobierno tradicional que ellos mismos propugnaban en algunas partes.
El pueblo cuando lo que quería no era implantar el socialismo ni mucho menos el comunismo, entonces los norteamericanos intervienen con sus Fuerzas Armadas y ocupan militarmente a Santo Domingo, es decir; que los dominicanos no tenían derecho a darse el gobierno que ellos querían y no solamente los dominicanos, sino ninguno de los pueblos latinoamericanos, porque así lo había decretado Johnson y los altos dirigentes del departamento de Estado Norteamericano, los yankees han dicho que lo mismo le sucederá a todo país latinoamericano que se le ocurra establecer un gobierno de tinte socialista y eso lo han afirmado en varias ocasiones, mas aun existe incluso una doctrina que se ha denominado “Doctrina Johnson” que es muy clara al respecto, esta doctrina es la que a nosotros nos enseña como debemos luchar contra el imperialismo, la que dice porque esta cerrada la vía pacífica, la vía electoral, para resolver los problemas y lograr la independencia, la liberación de nuestras naciones.
Nosotros a pesar de que sostenemos de manera firme que el único camino de la revolución venezolana, es el de las armas, desestimamos otros métodos de lucha para combinarlos con este método fundamental y principal, creemos que deben ser utilizados todos los mecanismos de combate que se tenga al alcance para luchar por la liberación nacional, es así como creemos que se deben combinar los movimientos de masas no armados, los movimientos de masa pacíficos, las manifestaciones populares tradicionales, con las manifestaciones armadas, debemos de utilizar métodos clandestinos al lado de métodos abiertos, debemos de usar métodos legales y métodos ilegales, pero debemos tener bien claro el concepto de que es el método de la lucha armada, el fundamental y principal y es el único camino para lograr la liberación definitiva y no puede haber otro que lo sustituya eficientemente.

Podemos poner un ejemplo de porque la sola manifestación de las masas populares en la calle es un sistema que no se puede emplear ya para lograr nuestros objetivos, recordara Usted que en los primeros meses de 1958, cuando el gobierno de Wolfgang Larrazabal, visitó nuestro país el entonces vicepresidente de los E.E.U.U. Richard Nixon, bueno, en aquella ocasión hubo manifestaciones pacíficas, las masas salieron a la calle a repudiar a Nixon ¿y que sucedió?. Que estuvimos los venezolanos al borde de ser invadidos por los marines yanquis, movilizaron a los marines hacia las aguas del caribe y amenazaron con invadir nuestro territorio, nos preguntamos, ¿por que los venezolanos estaban en ese momento repudiando a su vicepresidente?, estaban repudiando en su persona a la política norteamericana, no hubo tiros en la manifestación, lo que hubo fue un repudio de las masas en la calle, protestas, abucheos, tomates, alguna que otra piedra, esto siempre sucede en toda manifestación popular, pero no podemos decir que era una manifestación con armas y la respuesta fue la amenaza de la intervención con las armas.
Esto es solo un ejemplo de por que hay que luchar con las armas, tenemos otros ejemplos, tenemos los ejemplos de cómo ha sido salvajemente reprimido el movimiento popular, no solo en aquella oportunidad sino en abril de 1964 cuando también las masas salieron a la calle y fueron tiroteadas por la policía, tenemos innumerables ejemplos que podemos mencionar.
Cuando sostenemos que la revolución venezolana, la revolución en latinoamérica debe ser por la vía armada, no estamos con ello señalando que aquellas personas u organizaciones que no estén dispuestas a ir a la montañas a empuñar un fusil o que no estén dispuestas a pelear con las ciudades en la primera línea de fuego, con un arma en la mano, no tengan también la oportunidad de luchar a nuestro lado con nuestra misma estrategia y para lograr los mismos objetivos.
Nosotros creemos que todos los venezolanos patriotas, que todos aquellos que estén dispuestos a luchar por la liberación de nuestra patria, tienen un puesto de lucha a nuestro lado, son muchos los métodos que pueden emplear; así combatir por la liberación nacional se puede hacer de distintas formas, por lo tanto creemos que puede ser muy valiosa la ayuda de todos lo venezolanos, aunque no tengan un arma en la mano, aun cuando no estén en la primera línea de combate, en el sentido de que ellos no son soldados de nuestro ejercito pero pueden utilizar métodos pacíficos, sin necesidad de tener que militar en nuestras filas.
Nosotros creemos que los aliados para esta etapa y para las etapas futuras, hasta lograr la liberación, pueden y deben estar situados y de hecho lo están, en los vastos sectores de la vida nacional; lo que si debemos tener en claro es la importancia que reviste la liberación de latinoamérica, creemos que es en Venezuela donde hay que hacer mas hincapié en la lucha contra el imperialismo, pues es este su principal bastión, es aquí en Venezuela donde el imperialismo norteamericano tiene el 66% del monto total de todas las inversiones que ha hecho en latinoamérica, por eso nuestra lucha en Venezuela es y será muy difícil, muy dura, muy sacrificada, pero por eso mismo, es la lucha mas importante, la que dará el traste con el imperialismo norteamericano.
Hoy podemos ver como este gobierno es un gobierno que carece de apoyo popular y no solo popular, sino también de vastos sectores de la burguesía nacional, este gobierno al que no quiere nadie, ni siquiera la burguesía, aunque esta lo combate para poner sus títeres, naturalmente.
Nosotros debemos saber que en este momento, el gobierno carece del apoyo popular, carece del apoyo de vastos sectores de la vida nacional, es un gobierno débil, un gobierno al cual debemos combatir utilizando alianzas transitorias, alianzas con las cuales debemos tener bien claros nuestros objetivos principales, los cuales no los pondremos al servicio de ningún otro organismo, de ningún otro sector, sino que buscaremos las alianzas, los puntos coincidentes de esas corrientes con los nuestros.
Por otro lado debemos capturar los disidentes del gobierno, debemos saber utilizarlos y de hecho los utilizamos, tenemos previstos todos los métodos de lucha, sabemos que también en los partidos llamados de oposición democrática hay gente revolucionaria, sabemos que son partidos que hoy en día no comparten nuestras ideas sobre la lucha armada, pero también son buenos aliados que pueden marchar al lado nuestro y pueden prestar grandes servicios a la revolución venezolana.
Sabemos que existe dentro de la oposición política revolucionaria en Venezuela una corriente que se opone a la lucha armada, pero nosotros tenemos que esclarecer y diferenciar esta corriente de algunos otros matices que también existen dentro de esa oposición política revolucionaria, vamos a tomar un caso típico para explicarnos mejor los conceptos que deseamos exponer; y es el caso de Domingo Alberto Rangel el cual era el máximo dirigente del movimiento de la izquierda revolucionaria, este partido es una organización que propugna la lucha por la vía armada para la revolución en Venezuela, él era el gran teórico de la lucha armada en Venezuela, afortunadamente hoy en día ya no pertenece al MIR y no pertenece, porque ahora es el gran teórico de la vía pacifica, de la vía no armada, hoy sostiene que la guerra de guerrillas no sostiene vigencia histórica y que no hay condiciones para lucha armada, opina además que la lucha armada no pasará de ser un ensayo que concluirá en un fracaso rotundo y que solo se podrá llegar al poder a través de la lucha larga pero socialista, por la vía pacifica."

¿Porque el opina así? ¿Porque sucede esto? ¿Porque existen ciertas corrientes? y ¿Porqué hay ciertas corrientes que no podemos catalogar como corrientes y que son opuestas a la lucha amada? Tratamos de esclarecerlo, ya creo que esto se debe a que hay confusión en el pueblo, a que hay confusión en muchas personas que escuchan otras opiniones sobre la lucha armada en Venezuela, a que tienen posiciones tácticas diversas, las cuales a nuestro modo de ver no son correctas, no son justas, son opiniones que no compartimos, pero que de ninguna manera podemos decir que sean opuesta a la lucha armada.
Uno de los argumentos que esgrimen los que hoy sostienen que la guerra de guerrillas no tiene vigencia histórica, se basa en los porcentajes de la población urbana y de la población rural distribuidos a lo largo y ancho del territorio nacional, se dice que Venezuela no es un país con condiciones rurales para desarrollar la guerra de guerrillas, se dice que no hay suficientes campesinos que estén en condiciones de apoyar el movimiento guerrillero, que la mayoría de la población esta residenciada en las áreas urbanas, que por estas razones, no puede prosperar la guerra y si se inicia esta destinada a su natural fracaso, en su sustitución proponen salidas de naturaleza golpista a través de las unidades del ejército gubernamental, luego de un proceso de concientización de sus cuadros de sus efectivos en armas, con grandes y decisivas batallas, estas ideas en sí a lo único que conducen es a la pérdida del sentido de las perspectivas y de las proporciones, es esta la razón por la cual Domingo Alberto Rangel ha estado inmerso dentro de un error conceptual y de naturaleza pragmática a pesar de haber sido en el pasado un defensor de la tesis de la lucha armada, lamentablemente hoy es su mas conpiscuo detractor.
Tenemos en nuestras manos los datos que publicó el censo nacional sobre la población del Edo. Yaracuy, se dice que la población rural del Edo. Yaracuy es de un 32% y que la población urbana es de un 62% y que existe una población intermedia de un 5%, hoy por hoy se han tomado estos datos para afirmar que la mayoría de la población esta residenciada en las ciudades, pueblos, luego si la mayoría de la población no se encuentra en los campos, si no en los centros poblados, ¿Porque vamos a hacer la revolución en el campo y de que forma llegaremos a constituir un ejército con fuerzas provenientes del campo
De aquí podemos inferir varias conclusiones: primera, que este censo de la población dista mucho de la situación poblacional real de la mencionada región, ya que la población del Edo. Yaracuy no es la que se pretende señalar ahí, ya que se puede dar con el caso de que existan muchos campesinos viviendo en el cinturón de miseria de San Felipe, se puede dar el caso de muchos campesinos desempeñando labores de otro tipo, es decir que no se encuentran en faenas propias del campo, pero no por esto dejan de ser de procedencia campesina, esa población intermedia, por ejemplo de la que habla este censo, es también campesina, esto lo podemos afirmar casi sin equivocarnos y también podemos estar seguro de que ese 62% de población urbana, un 50% son de orígenes campesinos, que han sido desalojados de sus tierras, obligados a abandonar las mismas, dejando sus propiedades y hasta sus animales, y que han tenido que dirigirse a las ciudades para poder obtener el sustento para ellos y para sus familias, porque el hambre en el campo es general, es mucha, ya que por causa de los bombardeos de la aviación gubernamental sobre los campos y sobre los bosques, el campesino aterrorizado ha tenido que buscar refugio en los cinturones de ranchos que rodean los pueblos del Yaracuy, otros han sido obligados compulsivamente a abandonar el campo, por otro lado la reforma agraria prometida por todos los gobiernos democrático de turno no han dejado de ser lo que es, una farsa, una caricatura, una mentira, nosotros conocemos que no existe la tal reforma agraria, eso no solo lo dicen los personeros del gobierno, sino los mismos partidarios del partido que están en funciones de gobierno, ya que también han sido afectados por tan inmenso fraude agrario, al igual que nosotros, que los campesinos, que todo el pueblo venezolano, que no existe tal reforma agraria, todo lo contrario, lo que existe es expropiación de las tierras para poseerlas los terrófagos, cuando nuestro campesino ha levantado con esfuerzo y grandes sacrificios un conuco, un pedazo de tierra, la cual hasta hace unos cuantos años era una selva enmarañada viene el terrófago y le ofrece dos lochas por las mismas, le ejecuta por una supuesta deuda agraria, y lo expulsa, demostrando mediante documentos dolosos que las mismas son de su propiedad o de la propiedad de terceras personas a quienes supuestamente le compró el terreno, y en la cuales esta enclavada las del pobre e indigente campesino.
Pues bien, es uno de los argumentos, el otro argumento se basa en el primero: que si la mayoría de la población esta en las ciudades, es allí donde podemos poner el acento sobre las ies, el mayor esfuerzo guerrillero de liberación, ya que esta en una guerra de etapas, una guerra que se va a caracterizar por lo prolongado en el tiempo, es independiente de los años, de duración, el tiempo es un factor que no será determinante para nuestra voluntad de lucha, pensamos que en la ciudad es donde debe ser llevada a cabo nuestra revolución, porque ahí es donde se puede configurar nuestro ejército revolucionario popular, ese embrión guerrillero que ya existe, este pequeño ejército tendrá que ser necesariamente el poderoso ejército popular y lo tendremos que iniciar en las montañas, no podrá ser iniciado en las ciudades, tiene que serlo en las montañas, tendremos que estructurarlo en aquel lugar donde el enemigo es mas débil, donde se den las condiciones necesarias para poder crecer, para ir fortaleciéndonos, simultáneamente con el desgaste y el debilitamiento de la fuerza del enemigo.
Será en el campo y será por intermedio de una guerra de ‘‘guerrillas’’, porque nosotros decimos que la lucha armada es la única vía para el desarrollo de la revolución acá en Venezuela, sostenemos que dentro de la lucha armada será por intermedio de la guerra de guerrillas, el método fundamental, y principal mediante el cual preservaremos y conservaremos nuestras fuerzas, a la vez que procedemos a una continua y tenaz destrucción del enemigo. Esto quedó demostrado en 1963, cuando el movimiento revolucionario no tenía aun suficiente claridad sobre estas cosas, cuando cometimos el error táctico del ‘‘inmediatismo’’, y del ‘‘cortoplacismo’’, cuando creíamos que podíamos derrocar al gobierno de Rómulo Bentancourt, por intermedio de una fuerte embestida urbana, con grandes acciones efectistas y por intermedio de golpes de mano dados a las unidades de represión y ayudados por algunas columnas guerrilleras operando independientemente a lo largo y ancho del país.
Este fue el error de tipo táctico, fue el error que permitió que algunos sectores de la oposición revolucionaria perdieran las perspectivas, pensaron que la solución del drama nacional venezolano sería puesto en práctica durante el transcurso de ese año, ya que era el año en el que íbamos a salir de los adecos, en el que insurgiríamos hacia el poder, mas aun, esta idea también cundió dentro los componentes de la guerrilla, todos creyeron que la solución de los problemas nacionales estarían en la toma del poder durante el año de 1963, esto repito, fue el elemento coyuntural que hizo que numerosos sectores revolucionarios perdiesen las perspectivas de las dimensiones reales de la situación nacional. Con el triunfo de Leoni se inició lo diáspora y un cierto proceso de desaliento entre los componentes revolucionarios, así mismo se presentaron abiertamente los oportunistas que estaban camuflados en las filas de la oposición, aquí también aparecen aquellos sectores que no tenían un criterio formado solidamente y que por lo tanto no veían con suficiente claridad al proceso revolucionario, pero que de buena fe estaban militando en el campo de la oposición, algunos porque no están dispuestos a dar su cuota de sacrificio, o porque se han dado de cuenta de que la guerra no demanda un sacrificio momentáneo, sino que exige de los militantes armados toda una vida de sacrificios, de que tienen que dejar sus intereses personales y de que hay que entregarse de lleno al servicio de la causa por la causa, al servicio de esta revolución que debemos de llevar adelante, nunca pueden pensar que el poder lo tendremos a través de algún movimiento insurreccional de naturaleza golpista, o mediante alianzas realizadas con los sectores de la burguesía, mediante ese esquema, jamas podremos desplazar esa sociedad a la cual combatimos.
Cuando en 1962 se inicio la lucha guerrillera en Venezuela, aquí en Venezuela se tenía un conjunto de ideas diferentes de las que hoy tenemos, debemos reconocer que iniciamos el movimiento guerrillero, con serias fallas de tipo militar, como entrenamiento, dotación y adoctrinamiento y de tipo ideológico, incluso, todavía hasta hace poco tiempo no existía en la dirección del movimiento guerrillero suficiente claridad acerca de para que queríamos las guerrillas, en fin, no se tenia una estrategia trazada para llevar adelante una revolución en Venezuela, ni concretamente para trazar los planes operativos guerrilleros.
No podíamos negar que cuando por primera vez nos alzamos en esta montaña estabamos un poco imbuidos de la idea de que nuestra guerra iba a ser una guerra tipo cubana, o semejante a la guerra cubana, pensábamos que la solución a los problemas no estaba a mas de unos dos o tres años de combate, que por intermedio del aparato de las guerrillas íbamos a poder resolver posteriormente los problemas de la nación venezolana, fue así como nos limitamos a organizar las guerrillas con gentes provenientes de las ciudades, con estudiantes, con obreros, con intelectuales progresistas y no pusimos suficiente interés en hacer crecer esas guerrillas en especial en el sitio donde se dan las guerrillas, en el campo, no creíamos que se necesitaba del concurso del hombre autóctono para el movimiento guerrillero, para llevar a efecto las tareas que demanda el movimiento.
Estábamos inmersos en la táctica del cortoplacismo, aun cuando se comentaba acerca de una estrategia para una guerra relativamente prolongada, por el contrario, en la práctica, por la vía de los hechos estábamos procediendo de manera contraria, incluso se concibió a las guerrillas como un factor de naturaleza auxiliar, como una especie de complemento de las verdaderas acciones que darían al traste con el sistema de gobierno y con el orden reinante; se nos utilizaba como un mecanismo de autodefensa, pregonando que nos habíamos alzado con armas contra el gobierno, que estabamos en las montañas porque habíamos tenido que recurrir a ellas, para huir de la represión gubernamental, para defendernos de los crímenes del gobierno y de la persecución de la cual éramos objeto, los primeros componentes de las guerrillas.
Usted, comprenderá, que con estas ideas no podría marchar ni desarrollarse un movimiento revolucionario, por lo tanto, debajo del proceso de las acciones guerrilleras no existían los planes adecuados, que normaran las acciones de combate, era algo así como el desarrollo de una euforia carnavalesca, con comparsas guerrilleras y con carrozas de combatientes desfilando, en las festividades de un cumpleañero pueblo en las montañas.
Hoy por hoy esta situación ha cambiado de manera radical, hoy el movimiento revolucionario tiene plena conciencia de que es lo que queremos hacer con las guerrillas, por eso hoy la integración de las guerrillas es distinta de aquella organizada a la ligera y sin ninguna doctrina y misión para nuestros cuadros hoy en día existe una línea militar, poseen una estrategia y se está comenzando a dar los primeros pasos para el quehacer táctico, al comienzo la composición social de las guerrillas era mayoritariamente proveniente de gentes de la ciudad, de obreros, de estudiantes, de intelectuales y de uno que otro campesino, hoy la situación ha cambiado, Usted podrá comprobar con sus propios ojos como en esta columna del ‘‘Frente José Leonardo Chirinos’’, casi un 90% de los combatientes son del lugar, son hijos de estas tierras Falconianas y de Lara, con sus mujeres, hijos de padres ubicados a lo largo de los senderos por donde ellos operan, sus cuarteles son las paredes de las casas de sus parientes, sus informantes los numerosos amigos, familiares y compadres que moran en la serranía en cada uno de los caseríos que usted puede encontrar entre La Chapa, Cabure, San Luis, La Cruz de Taratara, Aracua, Churuguara, Aguada Grande, el Charal y Santa Cruz de Bucaral al este, Aguada Grande al oeste y la Sierra de Baragua al sur.
Hoy por hoy las guerrillas, todas las guerrillas que se encuentran operando en las cinco regiones del territorio nacional, se nutren y crecen en sus efectivos tomando los recursos disponibles en su base social, hemos notado que la continua incorporación del campesinado a las filas de nuestros combatientes, ha hecho que la correlación de sus componentes en cuanto a su procedencia urbana o rural haya cambiado y podemos afirmar que el 90% son rurales y un 10% de las ciudades.
Usted podrá comprobar que el segundo jefe del Frente José Leonardo Chirinos es un campesino, también que la mayoría de los comandantes de los destacamentos de las cuatro columnas de este frente son oriundos de los pueblos anteriormente mencionados, aquí esta Orozco, quien es de origen campesino, allá esta el ‘‘Turro’’ quien era un sabanero de una hacienda de propiedad de uno de los burgueses de la zona de San Felipe, mas allá, aquel que esta fumando un cigarrillo
es Alirio Chirinos, ordenador de una hacienda de otro ‘‘Patron’’ de las tierras de Lara, les puedo garantizar que nadie los ha obligado a incorporarse a nuestro movimiento revolucionario, ni para cerrar filas en nuestro frente guerrillero, ellos han venido convencidos de que es un deber patriótico el luchar por una causa justa, por la liberación del país, de la opresión del capitalista criollo y de los poseedores de lo que antiguamente era suyo, sus conucos, las tierras que regaron con sudor de sus padres y que en el pasado los vieron nacer y sobre las mismas con sus pies descalzos anduvieron, al igual que hoy las recorren con atuendos de guerreros.
No niego que también poseemos comandantes y combatientes procedentes de las ciudades, pero son los menos, porque la gente de la ciudad actualmente es una minoría en este frente guerrillero y además, ellos son los encargados de crear nuestra cadena logística , ellos son los comandantes de los grupos de corretaje, como es el caso del grupo de armamento cuyo comandante es el Ingeniero ‘‘Pablo’’ quien esta ahora en coro recibiendo un cargamento de armas provenientes de Cuba, el cual nos va a permitir dotar a nuestros combatientes con armas nuevas decomisadas a los americanos de Vietnam y también con los equipos militares y con las municiones de las cuales estamos escasos, el comandante ‘‘Raul’’ esta en Barquisimeto al frente de la brigada urbana organizando y conduciendo hasta nuestro frente todo lo que tenga que ver con avituallamiento, esto lo realiza por intermedio de seis equipos de corretaje, estos equipos tienen como tarea ir completando los niveles de alimentos, medicinas y otros suministros en todos aquellos depósitos enterrados u escondidos en cuevas y en algunas oportunidades dados en resguardo a campesinos para que los depositen bajo el piso de tierra de sus ranchos, de esta manera, desde hace mas de seis meses hemos dejado de depender de la base social campesina para los efectos de suministros de alimentos, ya que pudimos comprobar que nos estamos constituyendo en una carga para los campesinos lugareños en los momentos de suministrarle el ‘‘Rancho’’ a nuestros combatientes, no por el hecho de no poseer dinero como adquirir la comida necesaria, sino que nuestros campesino es muy pobre, paupérrimo.
Son tan paupérrimas estas tierras que aquí abajo existe un caserío llamado ‘‘La Peña’’ en el cual tengo un compadre de sacramento, ya que le bauticé una hija muy bonita, Coromoto del Carmen, mi compadre al igual que todos los aldeanos y vecinos del caserío en referencia solo tienen en sus casas miseria, y el hambre es general, si le conociera la casa se llenaría de compasión y tristeza, una traza de barro pisado en trama de bahareque, con piso de tierra, arriba de la misma descuelga en dos arcos hilachas de palma, con la cual se protege del frío madruguero, y del medio día en adelante del calor infernal, tiene una mujer, con un vestido raído, el único que posee desde hace algunos años, con los pies en el suelo, posee cataratas en un ojo y sufre de raquitismo, en ella ha engendrado diez hijos, fuera de 8 que murieron de diferentes edades y en su mayoría por el hambre que ronda dentro y fuera de las cornisas hechas con troncos de palma y de las junturas de siquisiqui que le dan forma al rancho, a tan miseria casa, adentro los nudos del techo se hacen junturas con el hollín de la cocina, con el humo de la leña chisporroteando el fuego en medio de brazas rojas amarillas, color que da el corazón del tronco de cují, arriba de tres piedras se sienta una pobre olla de barro, en cuyo interior hierven algunos granos de caraotas con huesos de chivo y pedazos de ñame, esto será la única comida para el día y no habrá nada mas, sus hijos miran mustio al horizonte patrio, con un dejo de frustración hacia el infinito y de desesperanza en el porvenir, 10 años que no ven escuelas, 5 años de peón becerrero con pellizca de hambre en el jornal del viernes al atardecer, con su chiva en el corral para la leche mañanera y con el cochino enclenque, flaco, enfermo, que se rasca presuroso en el chiquero del abandonado gallinero; con ese lamentable episodio campesino mal puede un grupo guerrillero esperar que mi compadre nos suministre alimentos y sostén de corretaje para la brega del combate y la gesta emancipadora.
Con esto que le he hablado, he llegado a completar mi tesis cuestionadora sobre el censo de población y su incidencia en la formación de las filas de los combatientes, recuerda que decíamos momentos antes que existían opiniones de grupos opositores a nuestro movimiento que afirmaban que la población rural no es la determinante del proceso revolucionario en Venezuela y que además y que no se podría crecer tomando como base la población campesina, le he demostrado que tales conceptos son falsos, no tienen vigencia histórica, ya que donde estamos creciendo es precisamente en el campo y que por cada alistado de la ciudad poseemos hoy cinco o seis incorporados del campo.
Las guerrillas en Venezuela se han desarrollado y fortalecido actualmente por haber logrado la toma de una verdadera conciencia revolucionaria procedentes de los instructivos emanados de los comandos del movimiento guerrillero y de la convicción ética, moral, cívica, patriótica que poseen todos y cada uno de los comandantes y los combatientes de este frente guerrillero, por haber utilizado los medios y los métodos correctos en los frentes de combate y en las tareas de formación y concientización de las masas campesinas, eso es exactamente lo doctrinario en nuestra organización, o sea, la equilibrada proporción que debe operar la misión encomendada a un frente guerrillero se basa en las acciones de combate, contra el enemigo, el trabajo político y la continua búsqueda de información y afección entre los lugareños de nuestras zonas de operaciones
En el pasado cuando no existía una estrategia para el movimiento guerrillero, se hablaba mas de hacer trabajo de propaganda del frente armado, y se relegaban las acciones armadas a segundo plano, ya que para el concepto de nuestros teorizantes eso no era lo importante, lo era la pugna metodológica de las corrientes marxistas, maoístas, stalinistas, trosquistas, fidelistas o cheistas, antes que la acción de fortalecimiento mediante la acción armada; hoy por hoy todo ese cuadro lenitivo se ha cambiado, y como resultado del cambio, la mejor acción es la actividad armada, esta nos ha permitido difundir en todos los ámbitos del país y para el conocimiento de las fuerzas vivas de la nación, los motivos sobre nuestra lucha armada, sobre la tarea gigantescas que nos proponemos acá en estas tierras, venezolanas, con campesinos venezolanos y con una ideología nuestra, solo mediante la acción combativa, mediante la ación directa contra el enemigo
Con la lucha armada y con todas estas cosas elaboramos el trabajo político y entre los tres: guerra, proselitismo ideológico, e informaciones, golpearemos permanentemente a todos los enemigos de la causa republicana y mas aun, vamos a extender la guerra al igual como lo dijo el dictador argentino la Rosas hasta aniquilar a los facciosos, a los cómplices, a los simpatizantes, a los espectadores y a los indiferentes, nadie en el país político estará a salvo del castigo de no haber participado y comulgado con nuestra causa.
El campesino se va dando cuenta poco a poco de que si son las guerrillas un factor de decisión y poder, de que las guerrillas si están en capacidad de de golpear al gobierno con todo el armamento moderno y sofisticado que pueda poseer; se dan cuenta de que las guerrillas cada día crecen mas y mas y simultáneamente se van haciendo mas fuertes y esto en la medida que ellos se incorporen como combatientes decididos y eficientes; ellos han visto centenares de combates de los cuales hemos salido victoriosamente con batallas llevadas a efectos entre El Charal, Churuguara y Cabure y los mismos les han permitido apreciar que si es factible pelear contra el gobierno, aniquilarlo y finalmente obtener muchas victorias militares sobre el mismo, eso es lo que en verdad entusiasma al campesino, lo que le permite abrirse perspectivas, ya no son frases sin contenido, vacías, como aquellas que se decían anteriormente, de que el guerrillero lucha por sus hermanos del pueblo, por sus hermanos campesinos y para liberar al campesino y también al pueblo venezolano. No. Hoy son los hechos los que enseñan al campesino que son las guerrillas el factor real del poder, que es mediante su permanente y total incorporación a esas guerrillas lo que les va a permitir obtener la liberación de su patria, lo que le va a permitir salirse para siempre del estado de miseria y de atraso en el cual estamos sumidos los venezolanos en general y los campesinos en particular.
En fin, nos pronunciamos por el hecho de que la guerra de guerrillas se ha constituido en el verdadero baluarte y en la vanguardia del movimiento guerrero y revolucionario del pueblo venezolano, es la vanguardia que llevará este pueblo a la toma del poder y que llevará a nuestro movimiento como un todo a liberar a la patria de Bolívar.
Continúa comentando Petkoff, he tenido informaciones de que se nos califica de bandoleros, de que el guerrillero es un asesino, que siempre actuamos con alevosía, ensañamiento y crueldad, que se aprovecha de la oscuridad de la noche y de que no damos la cara, pero esto tiene sus razones de orden táctico, no podemos presentar batallas frontales contra fuerzas que poseen numerosos efectivos, mayores a aquellos que configuran las columnas de nuestros frentes, esto dicta que es desmesurada la proporción de soldados que pelearían contra nuestros guerrilleros, el principio de la ‘‘masa’’ estaría a su favor, de esto inferimos que la ventaja en los combates se centra en eludir el combate de enganche y utilizar intensivamente el principio de la ‘‘sorpresa’’ a través de los combates de emboscadas en las cuales y aunque por corto plazo, algunos minutos, tal vez algunas horas somos superiores en poder de combate a ellos, le he venido hablando de que nuestra mayor actividad cuando no combatimos es el proselitismo ideológico, ya que a través de él, obtenemos las informaciones necesarias sobre las actividades del enemigo y mediante ella montamos nuestro aparato de la sorpresa para cada emboscada, por otro lado, debe conocer que nosotros aprovechamos una serie de características que nos brinda el terreno, poseemos una mayor ventaja sobre el enemigo en este renglón como factor de la decisión, es una ventaja incuestionable de la cual no se puede prescindir para la lucha contra un ejército bien dotado y equipado tanto en transportación como en medios de movilidad.
Utilizando el conocimiento detallado del terreno y de las circunstancias de que el enemigo conoce la zona por donde opera, realizamos un conjunto de operaciones militares las cuales nos permiten aniquilarlos sin sufrir grandes bajas; en líneas anteriores, te dije que nuestros combatientes son campesinos y campesinas lugareños, por lo tanto el que menos tiene posee 18 años caminando por todos estos campos, montañas, caminos y carreteras, que cada uno de ellos posee a intervalos de no mas de una hora de camino, un compadre, un familiar, un amigo en quien confiar para su escondite, para que le suministre agua, alimentos e informaciones; las tropas enemigas son miles y miles, por todos los caminos suben y por todas las casas incursionan, allá preguntan a un niño, mas allá torturan a un campesino, al otro lado fusilan a un compañero, es la búsqueda de lo que no poseen, el conocimiento del terreno y las informaciones.
Una vez seis combatientes en la Serranía de San Luis emboscamos a una unidad del ejército, a un convoy de dos vehículos, para ellos horas antes nos reunimos, escogimos un punto crítico, un cerro cortado en dos, con un talud vertical por entre el cual pasa la carretera, además poseía buenas cubiertas y permitía el uso de nuestras armas de la manera mas eficaz y decisiva, el compadre José nos había informado que esos vehículos iban de Cabure a Coro a buscar raciones para una Compañía de soldados del BI Girardot que acampaba cerca de Cabure, todos los viernes pasaban por La Soledad a las 4 de la tarde y regresaba al día siguiente, exactamente en el sitio que habíamos seleccionado le di instrucciones a Pedro, Juan y Julián para que formasen el equipo de contención y para que sembrasen una mina contra vehículos y abriesen fuego contra el primer vehículo, el resto procedería a actuar abriendo fuego al otro vehículo una vez explotado el primero y cuando estuviesen en la zona de aniquilamiento, que era una explanada contigua al cerro, esto se ejecutaría al voz de “plomo”; a la voz de “pa’tras” nos deberíamos replegar; cuando el primer vehículo estuvo sobre la mina, di la voz de “plomo” y la mina hizo un gran estallido, la cual nos impresionó grandemente, a continuación el equipo de contención abrió fuego sobre el primer vehículo y luego nosotros sobre el segundo, pero los soldados empezaron a salir de los mismos y nos lanzaron granadas y nos contestaron con ráfagas de fusilería, yo grité “Pa’tras” y nos retiramos hacia atrás, corriendo entramos a la casa del compadre Juan y dejamos las armas debajo de un tusero, este era el punto de dispersión, cada uno de acuerdo a lo indicado corrió hacia sitios diferentes, Pedro, Juan y Julián se escondieron en un platanal, y Marcos, Tomas y yo nos pegamos con dos arados enganchados a dos bueyes a arar en un conuco que estaba a 4 Km., este conuco es de un compadre con el cual habíamos concertado tal acción durante el día anterior a la emboscada; tres horas después, se nos acercó una patrulla y nos interrogó sobre si habíamos visto pasar hombres uniformados y armados en esta dirección, les contestamos que estábamos arando desde la mañana y que nadie había pasado pero que si conocíamos algo nos acercaríamos al Comando y le informaríamos, nos dieron las gracias y se alejaron.
Por este relato que acabo de concluir comprenderá Usted que nuestro factor determinante para la conducción de las operaciones militares en cualquier área del país, es el conocimiento detallado del terreno y de sus características militares, como son los puntos críticos, las vías de aproximación y de evasión, la vegetación como medio de cobertura y de protección a la observación enemiga y el análisis de los obstáculos para la protección del fuego que algunas veces acompañan a las acciones de reacción, con las cuales responden las tropas a nuestras emboscadas o nuestros golpes de mano.
El enemigo en cuanto al conocimiento del terreno y a las informaciones es tan ciego como un murciélago, mientras ellos estén inmersos en esa situación, existirán las condiciones favorables a nuestra actividad militar y podremos continuar empleando la sorpresa, la emboscada y utilizando las informaciones que continuamente nos suministran nuestros “paisanos y nuestros parientes”, mientras poseamos una corriente permanente de información, la estaremos utilizando intensivamente, para que en el momento oportuno, nuestras unidades monten y lleven a cabo las emboscadas, emboscadas en las cuales indefectiblemente caen las unidades del gobierno y en las que irremediablemente son aniquiladas.
Como Usted comprenderá, esta actividad de naturaleza guerrera, no se constituye de manera alguna en asesinatos, ni por ello somos asesinos, el asesino mata por impulsos de la naturaleza psicópata, por odio, celos, instintos lombrosiamos, etc.; nosotros no matamos, combatimos por un ideal, por una doctrina nacionalista, por una filosofía idealista que tienda al bienestar social de las clases desposeídas del territorio venezolano, cuando combatimos, tomamos las armas y nos enfrentamos en un lugar de decisión, ahí, ponemos en juego el poder de nuestras ideas a las de ellos, ellos combaten por mantener la continuidad del sistema imperante del capitalismo criollo y extranjero, que durante centurias sojuzga y esclaviza a nuestro pueblo y en especial al campesino venezolanos combaten por mantener la marginalidad en las clases desposeídas, en el sentido de mantener en el poder a un gobierno que no es capaz de resolver esa marginalidad, marginalidad que se traduce en violencia; la llamamos violencia, porque el venezolano no encuentra trabajo decente para mantener su familia; violencia que se traduce en la importancia de alcanzar un nivel de educación, por tener que buscar permanentemente un trabajo; violencia manifiesta en el costo de la vida que se consume día a día el sueldo mísero del trabajo, cuando consigue trabajo; violencia puesta de manifiesto a las cuatro de la mañana, cuando toma un autobús, y otro y otro, para llegar dos horas después al banco de trabajo; violencia en la gota de agua que no termina de salir de la boca de la regadera en la hora de baño; violencia manifiesta en las horas interminables que tiene que soportar el hombre enfermo, el hombre con gran dolor físico en la antesala de emergencia de un hospital público; violencia por el anciano que languidece sus horas póstumas en una mísera casucha.
Hacer la revolución, es amar al prójimo, cuando amo a mi prójimo debo desearle la mayor suma de felicidad y de bienestar, debo utilizar los recursos disponibles en mis manos, para que el orden de cosas cambie y cuando esto sea así, la revolución se traduce en amor, lo contrario del amor es la violencia, y cuando el amor no puede con la violencia, es mediante la acción de la violencia la única forma de destruirla para que aquél impere; la violencia, la estamos padeciendo los cristianos y los no cristianos de manera bien inmisericorde en este sistema de democracia capitalista; así, la violencia es no tener tiempo para descansar, porque 18 horas del día se van entre, tránsito y trabajo, violencia en no tener acceso a los servicios elementales, aseo, luz, alcantarillas y cloacas, seguridad, etc. Violencia es no tener voz, violencia en ser tragado por la burocracia de los empleados públicos cuando requerimos sus servicios; violencia es estar condenado a ser ignorante porque el hambre reina en estos campos y no hay tiempo para otra cosa que para arañar las tierras en busca de alimentos; violencia es ver que lo que en otras urbanizaciones es normal y corriente, en el barrio donde uno vive es inaudito; violencia es tener que vivir en un 18 piso en el 23 de enero y llegar jadeante por la escalera; violencia es tener que manifestar en una calle, una comunidad por la construcción de una pasarela elevada por parte del consejo municipal ya que muchos de sus familiares han muerto en el sitio arrollados por vehículos que pasan volando y que la municipalidad les haya respondido con bombas lacrimógenas, plan, rolo y cárcel; violencia en no conseguir cupos en la UCV mientras que el rico si lo consigue pagando cualquier cantidad en la universidad de los ricos, la universidad Simón Bolívar; un hombre que no tiene como mantener a su familia porque no consigue un trabajo más o menos remunerado, es un hombre sometido a la violencia, yo soy tan católico como Usted, y Usted al igual que yo, sabemos que la doctrina social de la iglesia dicta que cuando un tirano oprime al pueblo o cuando es incapaz de cambiar las distorsiones de carácter socio-económicos, ese tirano o gobierno ha perdido su derecho a gobernar, y a que sus súbditos o ciudadanos acaten sus órdenes o decretos; en la medida que un gobierno tiránico o incompetente se convierte en un desgobierno, pierde todo derecho de gobernar y se hace para el pueblo legítima la rebelión, estas son las razones que nos acompañan cuando actuamos militarmente en cada emboscada, en cada encuentro, ponemos en juego nuestra violencia contra la violencia del sistema del cual es instrumento de vigencia al aparato represivo, y cuando un soldado muere, muere para mantener el orden vigente y cuando un combatiente muere, muere tratando de cambiarlo, es un holocausto de jóvenes víctimas del destino, de un destino signado por el pensamiento conciente del adoctrinado o por el destino que cubre a los hombres llevados al campo de la guerra, mediante el engaño o mediante la compulsión, su muerte no es un asesinato, es el producto del choque de dos ideologías en pugna, mediante el instrumento del combate que son las armas."
El Comandante Francisco Prada Barazarte nace en Acarigua en 1933, de joven dirige un centro indigenista en el estado Apure fue miembro de Acción Democrática, (AD), en 1966 asume el Comando del Frente de los Llanos, con Douglas Bravo ejerce la secretaría política de las FAL, en 1967 participa en la Conferencia de "OLAS" en La Habana, su Frente abarcaba el Distrito Boconó, el Distrito Sucre del Estado Portuguesa, Distrito Bolívar del Estado Barinas y en El Charal.
3. Entrevista de los reporteros sucesos al “Flaco” Prada
"Pensábamos que el proceso y desarrollo de las operaciones armadas debe ser hechas con un gran criterio, con el pensamiento y el raciocinio de lo que es factible y lo que no, con un sentido de las proporciones entre nuestra misión, el terreno que nos circunda, las fuerzas de represión que nos asedian permanentemente y la apreciación de los recursos humanos y materiales con los cuales hemos venido contando hasta el presente momento, es la única forma de combatir para triunfar, cualquier otra forma de acción, nos llevará irremisiblemente a operaciones descabelladas, arriesgadas, temerarias y de las cuales no obtendremos más que descalabros y la derrota militar; debo comunicarle que tenemos conocimiento de que las fuerzas gubernamentales han venido violando sistemáticamente las leyes de la guerra, ya que los prisioneros deben ser respetados, en tal sentido ha habido abusos con los prisioneros nuestros que por desgracia del destino han ido a caer en sus manos, en oportunidades han abusado y actuado con conducta reprochable y criminal; nosotros por el contrario, somos generosos con los prisioneros, cuando los soldados, los guardias nacionales o los agentes policiales caen en nuestras acciones militares, les hemos sanado sus heridas o les hemos permitido que conduzcan su vehículo para que transporten a sus compañeros heridos al más cercano hospital, siempre hemos adoptado esa conducta; todo lo contrario de lo que hacen las fuerzas gubernamentales, las que cuando capturan a uno de nuestros combatientes, si está herido lo rematan, en vez de prestarle ayuda médica, por eso tenemos que evitar a todo trance caer en sus manos, no poseemos otra alternativa, o vencemos o morimos.
Debe Usted saber que mi frente comprende la región antes mencionada o sea entre Boconó, Portuguesa, Barinas y el Charal y las alturas de Siquisique hasta Santa Inés una región que como Usted notará, la naturaleza les ha negado todo, donde la supervivencia del hombre autóctono es difícil, donde domina la vegetación xerófila compuestas por cujíes, sisal y tunas, donde a lo largo de centenares de kilómetros no existe un pequeño hilo de agua, tierra en las cuales las plantas del pie se despellejan por la acción del calor que irradia del suelo, tierra donde la temperatura no baja de 35° y 40° también, como en Totoremo en especial cuando arrecia el clima de verano, donde el único alimento en muchos kilómetros es la tuna y las hojas del cují para la cabra y de estas una totuma de leche para una pobre familia campesina, leche que se constituirá en el único alimento por muchos días.
La aridéz de estas tierras tiene su explicación geológica, ya que las tierras que constituyen la zona comprendida entre el mar y la serranía de San Luis, el Charal y Sierra de Trujillo, hace millones de años se encontraba a 60 metros bajo el nivel del mar, al iniciarse el eugeosinclinal en la parte norcentral de Venezuela, el mar empezó a retroceder de un modo gradual, esto influyó en la zona que ocupa actualmente el Estado Falcón y el Estado Barinas en especial en el área que mencioné arriba, la sedimentación de origen marino continuó desde el cretáceo hasta el paleoceno, con pocas variaciones, con todo, lo depósitos se iban sedimentando en un mar de escasa profundidad; la formaciones paleocenas “Guarare”, muy comunes en Falcón, son de origen marino de aguas pandas, estas formaciones están integradas por calizas glauconíticas y arenosas, con restos abundantes de Conchas silicáticas, picas de las ostras y venericardia interestraficada con cantidades menores de areniscas y luticalcárea, residuos que inciden grandemente en la formación de la vegetación de naturaleza xerófila y que niega a las tierras, la producción de la mayoría de los rubros agrícolas.
Desde la Vela de Coro y siguiendo rumbo hacia occidente hasta penetrar en territorio Zuliano, se extienden unas tierras de escaso desnivel y cortadas por los cauces de unos pocos riachuelos y algunas quebradas de escaso contenido de agua, la mayoría de los centros poblados se levantan en esa amplia llanura, comprendida entre los 40 y 200 mts. de altitud, así encontramos a San José de Seque, San José de Bruzual, Sabaneta, Zazárida, Capatárida, etc.; en general las Sierras Falconianas reciben agua en períodos de lluvias, pero lo predominante durante casi todo el año es la escasez del agua, lo cual se constituye en un serio problema para las entidades agrícolas; En el estado Falcón se encuentran diferentes tipos de suelos que los identifican en el imprimen características muy particulares, existen cerca de Coro un tipo de suelo gris tirando a marrón, semi-desértico, en el cual sólo se dan cierta vegetación xerófila característica de los climas áridos, también existe en casi toda la llanura Falconiana un suelo arcilloso procedente del mioceno, más alguna arena depositada por los vientos y con no más 40 centímetros cúbicos de precipitación anual, con una vegetación compuesta por cardones, cujíes y tunas.
Hacia la serranía se observa una arcilla liviana, amarillenta, terrosa cuando seca, y hacia la serranía de Boconó una arcilla liviana, gris amarillenta a marrón grisáceo, con estructura migajosa, calcárea, con cristales de cloruro de sodio y concresiones, en las cuales se producen algunos rubros agrícolas tales como el coco, el ajonjolí, el algodón, las caraotas, los cambures y las lechosas, pero requiere de una cuidadosa preparación del terreno con fertilizantes y el empleo de maquinaria agrícola.
En estas tierras durante más de 100 años, por efecto del tráfico de rebaños mulares, la deforestación, las quemas indiscriminadas y el pastoreo de diferentes clases de ganado, han acelerado muy acentuadamente la erosión causada por el viento y la eliminación del manto de humus por la acción de las aguas.
En San Felipe si Usted estuvo allá antes de llegar hasta esta sierra, la temperatura media anual es de 30° y se observa que existen ciertos meses como el de Abril que ha alcanzado 41° registrando a las 14.00 hrs., en las tierras montañosas como en éstas, influyen en el factor altitudinal para el descenso de la temperatura, así en Chabasquen la media anual de 21° esto es importante, porque los pueblos de las llanuras de los ríos Barinas y Paguey, que podrían ser semilleros de la agricultura, dificultan el trabajo físico porque a ello se agrega un 85% de humedad ambiental, que hace que el jornalero agrícola encuentre dificultosa la tarea del trabajo sobre estas tierras.
Las épocas de lluvias en Barinas comprenden los meses de Agosto a Noviembre hasta Diciembre, en los cuales empiezan a disminuir; estas épocas las tomamos para realizar nuestras actividades, dado que las mismas son un factor determinante sobre todo para los desplazamientos a lo largo de nuestras rutas naturales de nuestra zona de operaciones, desde un avión se puede observar que la escasa pluviosidad hacia Palmasola y el Charal, así como en la franja costera de El Palito un paisaje semidesértico, interrumpido solamente por las estrechas fajas de verdor de algunos ríos y quebradas.
En Yumare, en donde la humedad atmosférica relativa media es de 86% y con vientos alisios del Norte que le llegan a la montaña con una elevación de 963 mts. y con un promedio de lluvias de 1981 mm., en oportunidades ha llegado a 2.000 mm. Dos son las épocas de lluvia en Yumare, la que comprende los meses de Octubre y Noviembre y la que se inicia en Abril para terminar en Agosto; la abundancia de lluvias explica el poblamiento de estas tierras, que hasta hace poco no contaban con un sistema vial que la relacionara carreteramente con las ciudades de Marín y San Felipe.
En cuanto a la población y a su origen étnico, te diré, que existe mucha información que nos indica sobre su composición y sobre la vigencia de los diferentes grupos en el territorio del estado Yaracuy; originalmente, después del descubrimiento de América y por la época de Nicolás de Federman, existían varios grupos indígenas, como eran los Jirajaras, los Xaguas, los Ayamanes, estas naciones indígenas presentaban diferencias en cuanto a su nivel cultural, por razones de su acondicionamiento tanto geográfico como climático al cual hubieron de adaptarse; es importante porque los Jirajaras que poblaban la región costera eran nómadas y poco dados a las faenas agrícolas, y sus descendientes han conservado mucho de sus características raciales, tales como el ser pacifistas, dados a la alegría y a los actos de naturaleza festiva, son de costumbres conservadoras y muy dados a la superchería y al temor de lo ignoto y consecuentes con sus mitos y con sus leyendas, son pocos emprendedores y se conforman con lo poco que poseen, no son productivos en su mayoría y se aferran a sus tradiciones religiosas y son poco abiertos a las corrientes exóticas culturales y al adoctrinamiento de carácter social, en especial, porque sus vínculos religiosos tanto de procedencia indígena, como la de la religión católica se los impiden; y por otro lado, los atavíos que les han impuesto las ideas religiosas en relación a la humildad, la conformidad, la sumisión al gobierno vigente y el voto de pobreza en sus costumbres y en sus expectativas, configuran en un todo una población muy singular, poco dada a los cambios sociales y para los propósitos que nosotros perseguimos.
En 1.500 el gobierno de Castilla y de León envió a 4.000 negros a las Antillas, de los cuales un gran porcentaje desembarcó en la región de Barlovento y un pequeño grupo en Falcón, por las regiones que circundan al río Yaracuy, esta raza se fue adentrando por todo el Estado Falcón y se fue mezclando con la población indígena que habitaba las llanura que proceden de Mirimire, se extienden hacia Coro y mueren en Aroa; todos conocemos que el negro es una raza muy fuerte, sobre todo para soportar la faenas agrícolas a pleno sol y con grandes temperaturas, lo mismo para las faenas de la minería y para el transporte a lomo humano, por otro lado, su procedencia africana y su status de esclavo, lo hacía ser siempre sumiso y resignado a su condición, conocemos que era en extremo fuerte para soportar el dolor, el hambre y las vicisitudes del ambiente donde se establecía como población, también es muy supersticioso en cuanto a sus costumbres religiosas, pero cuando se encuentra ante una autoridad que le impone una tarea específica, no vacila en cumplirla con sumisión y sin pedir grandes explicaciones sobre los propósitos de la misma.
El zambo Cuarterón, salto atrás y mulato existente en la zona de Falcón y Yaracuy, es zalamero y no vacila en delatar a los suyos cuando las condiciones de presión se lo imponen; durante muchos años, fueron invadiendo y mezclándose con la población indígena autóctona. El indígena viendo su superioridad en cuanto a adaptación al medio geográfico y viendo que los españoles lo preferían para las faenas propias del campo, optaron por ir emigrando hacia la serranía de San Luis, Baragua en dirección a Carora, donde se mezclaron nuevamente con las corrientes de poblaciones tanto españoles como la de los criollos existentes, dando origen a dos poblaciones que poseen características diferentes, ya que de la mezcla con la corriente de blancos y de pardos, recibieron la agresividad y el aventurismo típico del español, la capacidad de emprendimiento de colonización de nuevas regiones y la facilidad para adaptarse a los cambios socioculturales, así como la suspicacia, la holgazanería y la petulancia.
En cuanto a los pueblos existentes a lo largo y ancho de nuestra zona de operaciones, podemos afirmar de sus cualidades y características lo siguiente: Araure se halla a unos 550 mts. sobre el nivel del mar, en la vertiente meridional de la Sierra, su temperatura es de unos 34° con una población de unos 6000 habitantes, es centro de una zona agrícola en la cual se produce maíz, legumbres, caña de azúcar, café, ganado vacuno, asnal y aves de corral. Aunque la producción se destina en su mayoría al consumo local.
Araure se halla al oeste de la sabana de Araure, está a unos 500 mts. sobre el nivel del mar, con una temperatura de unos 34° su población no llega a sobrepasar unos 4500 habitantes, es una región muy pobre y árida, produce unas 500 cabezas de ganado porcino, unas 1000 de ganado vacuno y tendrá unas 10.000 aves de corral, por lo que se observa apenas alcanzará para el consumo local.
Ospino se encuentra más o menos al sur de Acarigua a unos 270 mts. sobre el nivel del mar, con una temperatura de 35° y posee una población de unos 2.500 habitantes, al igual que Barinas es una ciudad con muchos recursos, con una población porcina, de aves de corral y vacuno que se comercia con el interior del país.
Siquisique se halla cerca de las cabeceras del río Tocuyo, posee una temperatura de unos 26° con una población de unos 7.500 habitantes, posee una producción doméstica tanto agrícola como animal, lo cual la hace ser sumamente pobre.
Campo Elías, se halla al oeste del cerro San Pablo, a unos 800 mts. sobre el nivel del mar con una temperatura de unos 28° posee una población de unos 5.000 habitantes y tiene una economía próspera, generalmente comercia con otros poblados cercanos y transporta sus productos hacia Araure y en el centro del país, entre otros productos posee maíz, legumbres, ajonjolí ganados porcino, vacuno, ovino, asnal, aves de corral, queso, siempre ha sido nuestra zona de avituallamiento y de apoyo logístico.
Aroa se encuentra ubicada en la fila de Aguada Grande a unos 900 mts. sobre el nivel del mar, posee una temperatura media de 21°, posee una población cercana a los 3000 habitantes, es próspera ya que produce para el consumo local y además transporta para otros poblados del interior del estado renglones como legumbres, caña de azúcar, café, ganado caprino, unas 30.000 cabezas, ovino, asnal, aves de corral cercanas a las 100.000, al igual que Ospino se han constituido en un permanente centro de avituallamiento para los suministros que requieren nuestras columnas en operaciones.
Aguada Grande se encuentra al sureste de los cerros de El Copei a unos 800 mts. sobre el nivel del mar, con una temperatura de unos 24°, con una población de unos 6000 habitantes, posee una gran actividad económica y produce maíz, legumbres, tabaco, caña de azúcar, café, cacao, porcino, caprinos, ovinos, aves de corral.
Y finalmente Santa Inés, se halla a orillas del río el Tocuyo, a unos 500 mts. sobre el nivel del mar con una temperatura de 40°, con una población de 2.800 habitantes, tiene cierta producción pero en su mayoría se consume localmente, hasta aquí he mencionado los más importantes pueblos que a lo largo de esta serranía y en dirección a la región del Estado Lara se puede mencionar, en especial, cuando queremos hacer realzar el proceso de apoyo al movimiento guerrillero, ya que de acuerdo a lo leído anteriormente, son nuestra base social, tanto para los jefes de nuestras operaciones, como para la corriente de suministros de corretaje, o como para la incorporación de los nuevos efectivos para los reemplazos y para la búsqueda de información."


Continúa comentando el flaco Prada,
"Quise hacer un breve inventario de estas latitudes, para que pudiesen comprender mejor en que consiste la ayuda del campesino para nuestra causa, ya sabes que la ayuda más directa se centra en su incorporación a las filas de nuestros grupos guerrilleros, ellos ya van notando que el ejército popular crece en la medida que se van incorporando al ejército nutrido con los valores que nacen en estos lares, en la medida que van empuñando un fusil para ser causa con nuestro movimiento.
Hemos hecho mención en páginas anteriores sobre las posibilidades agrícolas y pecuarias de ciertas regiones, así como también sobre las limitaciones económicas por las cuales atraviesan otras, esto es importante mencionar por el hecho de que nuestra alimentación se basa en el consumo de todos los renglones de la naturaleza agrícola y animal que se da acá en esta zona; aquí tenemos maíz en jojoto y en mazorca tanto tierna como seca, ese marrano que nos comimos esta mañana fue criado, matado y preparado por campesinos lugareños, con el mayor cariño para nosotros; otros comestibles que poseemos en alacenas debajo del piso, son queso llanero seco, latas de sardinas, la leche es traída en cántaros hasta nuestra montaña por los mismos ordeñadores campesinos de la zona.
Por otro lado, refirámonos al asunto de las informaciones, en cuanto a ellas, la informaciones que las guerrillas necesitan como bien comprenderá, son de vital importancia su permanente consecución, y en ello juega un papel importante el campesino, aquí donde nos encontramos actualmente estamos en capacidad de conocer, por donde se acerca el enemigo, hacia dónde se dirige, con que efectivos y eso lo sabemos porque nuestro campesino de manera espontánea y permanente nos lo va suministrando, este es el secreto que permite que el gobierno actual no puede ni ha podido exterminar las guerrillas, no las pueden destruir porque ya las guerrillas están sembradas en los campos venezolanos, ya son guerrillas que cuentan con el apoyo masivo e incondicional del campesinado venezolano, es más, aquellos campesinos que por una u otra razón todavía son timoratos para ayudarnos o que no desean ayudarnos, tampoco ayudarán al enemigo, tampoco le proporcionan información acerca de nuestros movimientos y no es que no vean o que no sepan hacia dónde nos movemos, si lo saben y si nos ven, pero no lo dicen, aún cuando sean como ellos dicen "ni para unos ni para otros". Con este tipo de gente normalmente somos pacientes, procedemos a hacerle un trabajo de naturaleza política, con mucha paciencia y obtenemos buenos resultados, porque cada día ganamos más y más campesinos; existe una minoría, la cual se ha convertido en traidores a su clase y a los ideales, por estas circunstancias el gobierno aprovecha la ignorancia en que se encuentra sumido el campesino venezolano para extorsionarle la mente, los utiliza sin escrúpulos de ninguna naturaleza, le inculca de manera orquestada el fantasma del comunismo destructor, se aprovecha de la religión, de las creencias ancestrales y consigue a uno que otro campesino que se les plega, luego de adoctrinarlo y de llenarlo de temores, se transforma en un delator, es un enemigo de su clase, lo transforma en “un sapo” como se denomina vulgarmente; cuando hemos comprobado tales situaciones, hemos tenido que actuar de manera totalmente diferente, de acuerdo las circunstancias y a la gravedad de la situación.
Sufrimos duros golpes en una etapa en la cual aconsejábamos a los desafectos, por ello, procedimos a aprehender a los delatores reincidentes, en oportunidades no una sola vez, sino hasta tres y cuatro veces, volvíamos a hablar con ellos, les dábamos charlas políticas, pero a pesar de todo ello, llegó el momento en que dijimos con claridad que había que ser duros con los traidores al pueblo, y que mediante alguna víctima se debería crear conciencia y para que escarmentaran los otros; a partir de esa etapa se iniciaron los juicios revolucionarios, se crearon y se pusieron a funcionar los tribunales revolucionarios, mediante los cuales procedimos a juzgar a los primeros traidores al campesinado y por ende al pueblo Venezolano, y de esta manera, se fue sembrando un ejemplo y el campesino así lo fue entendiendo y hoy por hoy, es el campesino el que nos indica dónde se esconde un traidor y el que demanda que los mismos sean pasados a un juicio, en ocasiones sumariales; también ellos han servido como fiscales acusadores y como testigos de causa, y son los que acusan y son los que sentencian cuando la hora de sentenciar llega.
De esta manera hemos logrado que ya casi no haya necesidad de formar los tribunales revolucionarios para pedir cuentas a los traidores, y de vez en cuando sale un caso, sobre todo en las zonas que hemos venido activando para el proceso revolucionario, es allí donde más probabilidades hay de que surja algún traidor, pero lo general es la casi inexistencia de desafectos al pueblo entre campesinado venezolano.
En cuanto a nuestro armamento le diré que es un armamento moderno, este Frente posee casi 90% de fusiles FAL, precisamente por que esa es el arma que casi exclusivamente usa el Ejército gubernamental para combatirlas y es esa la razón por la cual poseemos un armamento moderno, y lo que es más, la mayoría de las armas que Usted ve aquí, son armas que hemos capturado durante la acciones de combate a las fuerzas de la represión.
Anteriormente me preguntaste sobre la intromisión de las misiones militares de Estados Unidos en las operaciones anti-guerrilleras, en efecto, tenemos pruebas obtenidas de documentos arrebatados a la misión en la embajada y de su embajador Moscoso, en las cuales ellos estaban físicamente en los campamentos o cuarteles anti-guerrilleros, en ellos instruyen a los militares en operaciones denominadas
“yunque y martillo” y en otra denominada operación “embudo”, en oportunidades las denominadas operaciones de aniquilamiento, en otras, las denominan de hostigamiento, en fin, son ellos los que inventan los nombres y las ideas, son ellos los que designan las zonas que hayan que bombardear, inclusive trepan a los aviones para indicarle cuales son las áreas que deben ser bombardeadas.
Esto no son meras palabras, son hechos confirmados por nosotros, en Venezuela no es un secreto para nadie, son los peores enemigos del pueblo, porque son los que señalan, los que pervierten la mente de los militares venezolanos, independientemente de que existan grandes “gorilas venezolanos”, creo que en la mayoría de los casos son gentes jóvenes, a los que se les obligan a bombardear a sus hermanos del pueblo, aunque ellos bien saben que esas bombas no hacen ningún daño a los guerrilleros, que con las mismas no se destruyen las guerrillas, son utilizadas con propósitos psicológicos, para sacar a los campesinos de los campos, para destruir sus cosechas, incluso para matarlos de vez en cuando, como han ocurrido en oportunidades diversas en esta misma sierrs y en otras, en fin, no son meras sospechas, como Usted dice, sino que tenemos pruebas de la ayuda directa yanqui, en el asesoramiento y más allá del asesoramiento, el paso que les falta dar, será traer sus soldados a Venezuela, en tal caso, los estaremos esperando.
Los americanos si intervienen acá en nuestro medio venezolano, pero no pudieron intervenir en Cuba, nuestra revolución la vemos cómo la revolución cubana, la nuestra se ha ido desarrollando como la revolución cubana, como un desarrollo del socialismo, al igual que el desarrollo del socialismo de Cuba, todas enmarcadas en las ideas del partido comunista, en las ideas del comandante Fidel Castro, con una interpretación verdaderamente revolucionaria de lo que es el internacional proletariado, un verdadero ejemplo para todo el mundo revolucionario y en especial, para el campo venezolano.
Creemos que es el ejemplo de Cuba, el ejemplo que está dando Fidel Castro en Cuba, el que hoy señala el camino que deben seguir los países liberados, en cuanto a la interpretación del verdadero internacionalismo proletario.
Observamos con admiración que Cuba, es un país geográficamente pequeño, débil en su economía, sin embargo, es fuerte en su ayuda en el Asia, en el África y América latina a los movimientos de liberación nacional, ella sostiene de manera clara y definida ante el mundo entero, cual ha de ser la conducta de un verdadero revolucionario, admiramos como el gobierno cubano, a pesar de los riesgos que corre ha venido frenando el imperialismo norteamericano; es un riesgo por la cercanía geográfica y porque conocemos lo agresivos y compulsivos que son los “gringos”, interpretando de manera justa y correcta ese internacionalismo del proletariado, ese pequeño país con un gran gobierno, responde siempre con extraordinaria dignidad a las agresiones del imperialismo, vemos cómo Fidel Castro, en cada uno de sus discursos insiste cada vez con más claridad en que es necesario que todo el campo revolucionarios se convenza que todos los Estados anti-imperialistas ayuden, entiendan, como él lo entiende, como lo entiende toda Cuba, como lo entiende el pueblo cubano, la necesidad de ayudar al máximo a aquellos pueblos que aún no han logrado liberarse.
Estamos seguros que si todos los líderes y países revolucionarios aplican la políticas de ayudar, de solidaridad en los conceptos de el internacionalismo proletario de Fidel Castro y de los cubanos, mucho más rápidamente avanzarían los movimientos de liberación de los tres continentes.
Continua el flaco Prado contestando al reportero,
Me preguntaba en días pasados con relación a la guerra de guerrillas y a la guerra revolucionaria que debemos extender a una guerra popular, precisamente, nosotros en Venezuela aspiramos a que la guerra de guerrillas se transforme en una guerra de vanguardia, en una guerra de todo el pueblo, naturalmente en las etapas que necesariamente tendrá que sufrir el proceso de guerra en Venezuela; las guerrillas desempeñarán distintos papeles, pero creo que en ningún momento dejarán de tener su papel importante, cuando nuestra guerra tenga ya un carácter popular ó sea, cuando este pequeño ejército de hoy sea un gran ejército, cuando estemos todos enfrentados, o no solamente el ejército sino también a los marines yanquis cuando se decidan a intervenir en nuestro territorio, lo cual seguramente lo harán cuando observen el desarrollo vigoroso de esta guerra a nuestro favor, cuando vean que esto es una guerra de todo el pueblo, entonces naturalmente, la guerrilla jugará un papel distinto al que está jugando hoy en día.
No me atrevo a predecir cómo llevaríamos a efecto este nuevo tipo de guerra, podría ser algo parecido a la guerra de Vietnam, a lo mejor no tan semejante, lo que sí puedo afirmar es que nuestros planes de campaña prevén todas las etapas de desarrollo progresivo, por lo cual se irá desarrollando paulatinamente está guerra y para cada etapa se ha elaborado un plan estratégico de empleo de las fuerzas y de dominio de las zonas críticas, las cuales nos darán ventajas comparativas con aquellas que posee el enemigo, será precisamente el mismo desarrollo, la dinámica del proceso de la guerra, la que irá dictando la forma como iremos actuando para cada etapa en particular.
No creo que los americanos al menos por estos años vallan a intervenir en Venezuela, en la medida que vean que las fuerzas de represión de Venezuela han sido capaces supuestamente de contenernos, se contentarán de no tener que molestarse para trasladar su 252 división de paracaidistas y lanzarla sobre la Sabana de Morillo lo que sí está claro, es que con o sin americanos en el suelo patrio, lo que está planteado en la lucha revolucionaria armada; mi hermano Douglas era uno de los partidarios de esta tesis que en ningún momento ha dejado de sustentar la misma o sea que en ningún momento ha dejado de creer que no sea la lucha Armada el camino para la revolución venezolana, el continúa creyendo, como antes, que el camino de la revolución en Venezuela es el camino de la lucha armada, lo que sí está planteado es que debemos realizar un viraje “táctico”, una especie de repliegue para poder cobrar fuerzas, para poder reagruparnos y para poder completar nuestros cuadros y reequiparnos adecuadamente, esta idea de repliegue no es una idea exclusiva de él, sino que la comparten otros miembros de la dirección nacional del partido comunista, en lo que a mi criterio atañe, no se puede tener un concepto realista cuando se está aburguesado en el Congreso Nacional, y menos cuando se desconoce la situación real de las cosas, me parece que no se puede ser objetivo, que no se puede hacer un análisis para llegar a ciertas conclusiones, cuando los elementos de juicio de los cuales se dispone no proceden de fuentes auténticas, aunque creo que este juicio de valor deberá venir de la directiva del PCV, el cual actualmente viene trabajando en la clandestinidad, también desconozco los informes, por lo tanto, no puedo ahondar en esto, lo que sí puedo afirmar es que un desconocimiento absoluto de la situación revolucionaria, puede llevar a emitir ciertos juicios, los cuales están reñidos con la realidad nacional y con la verdadera situación del proceso revolucionario.
Usted mismo puede comprobar con su visita a este frente y podrá comprobarlo mejor cuando pase unos días acá con nosotros, que es falso que este movimiento esté en proceso de descomposición, que está seriamente golpeado y dizque necesita un receso para levantar cabeza, todo lo contrario, contamos con el apoyo masivo del campesinado, contamos con una alta moral de todos y cada uno de los combatientes, poseemos una organización férrea y seria y poseemos un movimiento respetable y que no puede, como creen estos camaradas, entre ellos Domingo Alberto Rangel, permitirse la libertad de hacer un repliegue, cuando precisamente en la oportunidad de pasar a una ofensiva estratégica, tanto en lo político como lo militar, es decir, todo lo contrario, yo creo que Domingo Alberto es mi hermano, lo conozco bien, conozco su modo de pensar, se dará cuenta de que han sido ligeras sus declaraciones y no porque yo lo éste afirmando acá en este lugar, sino porque nuestra actitud, la actitud del movimiento revolucionario, el desarrollo intempestivo que va a tener este proceso, va a hacer que se dé cuenta."

Al día siguiente por la mañana luego de comer cochino frito, con arepa pelada se despiden los reporteros de Sucesos, de Douglas y del Flaco, la montaña con su tupida vegetación queda atrás, y con los últimos apretones de manos se despiden de los guerrilleros y echan la última mirada al caserío de Las Chapas, antes de tomar el avión que los traerá desde Coro hasta Maiquetía.
[1] La diferencia que podría observarse es poca, en relación a lo que en estos momentos se vive en el país, y radica fundamentalmente en que hoy esa misma gente son gobierno, buscan los mismos objetivos pero por una “via constitucional”, aprovechando la circunstancia del control que ejerce el Presidente Chavez sobre las instituciones fundamentales del Estado.